Cuenta la leyenda, su biógrafo y la wikipedia, que Steve Jobs (fundador de Apple y del mundo tal y como lo conocemos) retrasó su primera cirugía durante 9 meses cuando fue diagnosticado con un raro tipo de cáncer en el páncreas. En lugar de eso, tuvo más fe en la acupuntura y otros métodos no convencionales. Cuentan también que después se arrepintió. Su biógrafo, Walter Isaacson :

 “Creo que él sentía que si uno es capaz de ignorar algo, si no quieres que algo exista, puedes tener un pensamiento mágico… “

Desde las provincias se convocó el pasado 5 marzo “Valencia es mucho más”, un acto que se anunciaba así: “Cerca de 150 asociaciones y colectivos en representación de la sociedad valenciana darán esta tarde un paso adelante en la defensa de la verdadera imagen de la Comunitat.” La crónica del acto aún fue más ambiciosa y titulaba “Toda la sociedad reivindica en un acto multitudinario que “Valencia es mucho más””. La portada del diario en papel, “SOMOS MUCHO MÁS”,  mi vista, traicionera, la leyó como “somos muchos más” y claro, me sonó a advertencia.

No seré yo quien critique las llamadas al optimismo, el pensamiento positivo (y qué se yo, hasta el mágico), sobre todo cuando dan lugar a movimientos tan espontáneos, tan independientes … :s Pero ¿en qué consistió el acto del lunes? ¿está equivocado el diagnóstico? ¿de verdad hay una campaña de desprestigio de la Comunitat y no del gobierno de la Generalitat? ¿de verdad es la Generalitat un enfermo imaginario, víctima del síndrome de münchhausen-por-poder)?

¿Conocen algún enfermo que mejore por pensar que hay otros más enfermos que él? ¿O alguno que se salve dejando de pensar en du dolencia, o impidiendo hablar al resto de ella?

Bienvenido sea el pensamiento positivo, pero lo que esta Comunitat necesita es tratamiento.

Que no tengamos que arrepentirnos.

Anuncios