Mis queridos amiguitos, qué malas constumbre blogueras estoy adquiriendo. Lo digo por actualizar tan tarde.
El sábado tuvimos la actuación de Ménage à dua con su espectáculo Sin nada que decir. ¿Qué os puedo decir yo?: pues su obra va de todo lo que me gusta (COMO LOS PIKACHUS GIGANTES). Fue ¿una hora? maravillosa de descojone generalizado.
Esperamos volver a tenerlas entre nosotros muy pronto. Así que, como es evidente que no viniste, haz el favor de volver al redil.

Anuncios